EXPERIENCIAS

INCLUSIÓN : UTOPÍAS Y DECRETOS.

Badajoz, 9 de enero de 2018

Utopía: Plan , proyecto, doctrina o sistema deseables

que parecen de muy difícil realización.

Real Academia Española.

Escribo esta entrada como reflexión personal y también por si esta puede ayudar  informar o servir a los que están pendientes de un Decreto que tendrá gran impacto en el día a día de los que estamos en el ámbito de la educación en Extremadura. Quizá viendo la complejidad del asunto podamos entender mejor la norma cuando esté lista o podamos hacer las aportaciones necesarias en el portal de la Consejería.

¿Sabemos de que hablamos cuando hablamos de INCLUSIÓN? 

Antes de seguir leyendo, deciros que esta entrada se entiende mejor si se leen todos los artículos y noticias enlazadas en rojo.

He empezado con la definición de la RAE de la palabra utopía, porque hablar de una verdadera inclusión, es hablar de un sistema deseable pero de muy difícil realización, por no decir imposible, lo que no significa que no debamos intentarlo.

También empiezo enlazando un artículo  realizado por un experto en este tema y en el que me he basado a parte de tener en cuenta libros , blogs de expertos … noticias, redes sociales y hashtags en Twitter que siguen muchos docentes como el de #innovacioneducativa #revolucioninclusiva o #innoducation2018 que nos dan ánimos, puesto que un cambio al menos en las metodologías se está produciendo.

La Administración Extremeña tiene en trámite un Decreto de Inclusión Educativa que sustituirá al actual Decreto 228/2014 de Atención a la Diversidad  Decreto que,  según se expone en el portal de la Consejería,Se valoró su modificación , pero por afectar tanto a los principios de la norma, su estructura y el espíritu de la misma, se consideró inviable esta modificación sin perder parte del nuevo enfoque. Un desarrollo del Decreto 228/2014 a través de distintas órdenes con cambios tan sustanciales generaría incompatibilidades normativas”.  Hay que decir que desde el principio A3CEX “no estuvo de acuerdo” con el Decreto 228.

Dificilísima tarea tienen los políticos, los técnicos y los departamentos jurídicos de la Administración que deban construir estas normas legales.  A favor tienen, haber contado con la opinión y propuestas de los distintos colectivos implicados. Solo si hacemos un repaso por los colectivos sociales implicados en un Decreto así , nos damos cuenta de la complejidad de esta tarea.

En la reunión que se celebró en el mes de mayo estaríamos unos cuarenta representantes de asociaciones (uno o dos por asociación) convocados, cada asociación con sus propuestas. Quizá alguien aún no haya leído alguna de estas propuestas realizadas en el mes de junio pero algunas están públicas en las redes sociales desde hace meses.  Pueden leer algunas realizadas y consensuadas por la Junta Directiva y colaboradores de A3CEX  a través de su blog AQUÍ    o directamente en ESTE ENLACE. Podéis leer también las propuestas que por su parte ha realizado la asociación profesional de orientadores de Extremadura APOEX AQUÍ .

Solamente leyendo estos dos ejemplos , y sin leer las que hayan hecho las mas de 40 asociaciones que estaban en la reunión, podemos darnos cuenta de que, hacer una norma legal de este calado es complicado a pesar de que su nombre DECRETO DE INCLUSIÓN indica estar dentro del paradigma imperante desde hace décadas ( UNESCO / Declaración de Salamanca 1994, Cumbre de Niza sobre la lucha contra la exclusión o la Convención sobre los derechos de las personas con discapacidad, 2006).  A lo largo de este año esperamos que salga el borrador del Decreto que estará visible en el Portal de Transparencia  AQUÍ , en su lugar ahora puede leerse el primer documento de declaración de intenciones.

Para más información sobre esto puede verse la comparecencia del Secretario Genera de Educación dando explicaciones a un grupo político AQUÍ o bien leer el resumen de esta comparecencia en el Periódico Extremadura AQUÍ

“Adentrándonos en el significado de la palabra inclusión lo primero que ha de señalarse es que hablar de inclusión educativa (como de su antónimo exclusión), hace referencia a un concepto y a una práctica poliédrica, esto es, con muchas facetas o planos, cada uno de los cuales tiene algo de la esencia de su significado, pero que no lo agota en su totalidad. Así cabe señalar que, en primer lugar, se refiere a una aspiración y a un valor igual de importante para todos los alumnos o alumnas  o para todo el mundo, niños, jóvenes y adultos de sentirse incluido, esto es, reconocido, tomado en consideración y valorado en sus grupos de referencia (familia, escuela, amistades, trabajo,…)”  Gerardo Echeita (2006)
Exclusión quedaría bien definido como un proceso de apartamiento de los ámbitos sociales propios de la comunidad en la que se vive que conduce a una pérdida de autonomía para conseguir los recursos necesarios para vivir, integrarse y participar en la sociedad de la que se forma parte”.  Pienso que la exclusión está un poco dentro de todos nosotros.
inclusion

Siguendo al autor citado , tenemos que ser  conscientes de que una educación para la inclusión o sin exclusiones desde el punto de vista de la política educativa y las normas legales, debe ser buscada constantemente y debe verse como una tarea interminable de búsqueda de mejores formas de responder a la diversidad de alumnos que aprenden. Es aprender a vivir con la diferencia y cómo se aprende desde la diferencia. La inclusión  es una escurridiza idea que implica la creación de una cultura escolar que promueva la tarea de desarrollar formas de trabajo en los centros escolares, que permitan reducir las barreras al aprendizaje y mejoren la participación del alumnado. En este sentido os animo a seguir el hashtag en twitter #Workshoporienta y a ver los testimonios que en este enlace muestra esta iniciativa que ha tenido lugar en Málaga recientemente, lo mas curioso es que he visto todos los vídeos y no hay ninguno que muestre experiencias sobre altas capacidades.

Es difícil pero se trata de encontrar la forma de  mover los sistemas educativos en una dirección que ajustemos valores a la realidad educativa de cada centro ( que es de lo que va este blog), a su día a día; para lo cual los que son expertos en este tema nos dicen que es imprescindible empezar aclarando y estableciendo un acuerdo o comprensión común entre los actores educativos despejando confusión sobre conceptos como ” educación inclusiva”.

Siguiendo a Mel Ainscow , Catedrático de Educación de la Universidad de Manchester, la inclusión tiene que ver con:

  1. La tarea de identificar y remover barreras. Ello supone recopilar, ordenar y evaluar información de una amplia variedad de fuentes para planificar mejoras en las políticas y prácticas educativas.
  2. La presencia , la participación y el rendimiento de todos los alumnos y alumnas. Presencia vinculada con dónde son educados los niños y jóvenes y cuanto de fiables son las instituciones escolares ; Participación hace referencia a la calidad de sus experiencias mientras están escolarizados y debe incorporar la opinión de los propios aprendices; rendimiento es acerca de los resultados a través del currículo y no solo en los resultados de las pruebas o evaluaciones.
  3. La inclusión supone un énfasis particular en los grupos de alumnos que pueden estar en riesgo de marginalización, exclusión o fracaso escolar. Esto nos hace ver la responsabilidad moral que debemos asumir para asegurar que estos grupos estadísticamente más vulnerables, sean observados cuidadosamente y que, cuando sea necesario, se tomen las medidas que aseguren su presencia, participación y rendimiento en el sistema educativo.

 

Para conseguir llegar a la inclusión, las políticas educativas deben tener en cuenta las diferencias individuales y las distintas situaciones más excepcionales y encontrar el máximo equilibrio entre medidas educativas, aportación de recursos y modalidades de escolarización, para acoger y dar una educación de calidad A TODOS, encontrar el equilibrio entre calidad y equidad educativa,  que es el gran reto actual de la educación puesto que el reto anterior, fue conseguir que todos tuvieran acceso a ella.

Cuando hablamos de TODOS los alumnos en una Inclusión educativa  tenemos que tener en mente a los niños de Alta Capacidad , los sordociegos, los que presentan algún trastorno por déficit de atención o hiperactividad TDAH, los niños con déficit cognitivo profundo… niños con un déficit visual, los que tienen una dislexia u otras dificultades específicas de aprendizaje, los niños con trastorno del espectro autista, los que tienen una discapacidad motriz o una parálisis cerebral… los que tienen una enfermedad rara, los niños con síndromes específicos, los niños que viven situaciones familiares desestructuradas, los que han sido adoptados , los que tienen alteraciones graves de la conducta o la personalidad… o aquellos que son minorías étnicas y pertenecen a clases sociales desfavorecidas, aquellos con comportamientos disrruptivos o sin ninguna motivación por el aprendizaje, los que tienen otros trastornos graves de conducta … los niños con enfermedades raras … los que tienen un déficit auditivo…   Por otro lado, tenemos que tener en cuenta a cualquiera de estos niños escolarizados en las distintas  etapas educativas incluida la Educación Secundaria el Bachillerato o la Formación Profesional y estas son las aulas reales con las que se encuentran los docentes. Por otro lado cada uno de estos grupos es heterogéneo en si mismo y cada niño o joven y su desarrollo y educación depende de una intervención y orientación educativa sistémica, puesto que cada uno está condicionado por su contexto y sus características personales además de por el grado en el que poseen capacidades o dones y dificultades o déficits.

Por tanto, si hemos tenido experiencias importantes con estos alumnos en distitas etapas educativas podemos darnos cuenta de lo difícil que es incluir.

Una primera intervención a la que cada vez se suman mas docentes es la de la utilización de metodologías activas y la individualización de la enseñanza apoyándose en las TIC que sin duda puede ayudar mucho y supone un cambio educativo para el bien de todo el alumnado. Coral Elizondo apuesta por ejemplo por el   Diseño Universal para el Aprendizaje  o Manuel Jesus Fernandez por las TIC y la Flipped clasroom  y A. Marquez Ordóñez nos a herramientas en su blog para utilizar estrategias de planificación tipo CANVAS. Por tanto las metodologías activas o aplicaciones de enseñanza multinivel e individualización de la enseñanza son ya una realidad en algunas aulas.

infografía_sobre_taxonomía_bloom_-_Buscar_con_Google

También hay docentes como María S. Dauder, con la que podremos contar pronto en nuestra tierra, que escribe libros para niños de AACC en la escula inclusiva.

No obstante según escucho y leo a muchos pienso:  ¿Es escolarizar en centros específicos excluyente? ¿Es sacar a los alumnos de las aulas para apoyos específicos excluyente? Pues depende de cada caso, creo yo, puesto que en algunos  casos los alumnos pueden aumentar enormemente su grado de presencia participación y rendimiento en escuelas específicas o con especialistas en algunas dificultades o en modalidades de escolarización diferente.  Por ejemplo , por las necesidades específicas de comunicación de los sordos y los sordo / ciegos , sería mas conveniente que se lees impartiera una educación en escuelas especiales o clases o unidades específicas dentro de las escuelas ordinarias o centros de atención preferente en los que dos profesores por aula fuera lo habitual, y esto no es segregación a mi entender, es atender mejor sus necesidades, en este sentido os invito a leer la historia del extremeño Javier García primer joven sordociego al que le otorgan una beca Erasmus, que es una historia de superación apoyada en una serie de recursos familiares y escolares muy específicos , un chico que también paso por la escuela ordinaria y el bulling  pero terminó haciendo dos carreras universitarias con calificación sobresaliente . Merece la pena escuchar su discurso.

Por otro lado tenemos que preguntarnos ¿Respetamos todas estas diferencias en la sociedad? y ¿Los docentes y las familias sabemos atenderlas o estamos dispuestos a aprender y a trabajar juntos? ¿Podemos realmente individualizar la enseñanza en un aula tan diversa de forma que cada niño de los citados antes, desarrolle al máximo su potencial y su personalidad? ¿Vamos a mantener la doble red de centros acabando con los específicos de educación especial?  ¿Dónde está el límite para decidir que un alumno está mejor atendido en un tipo u otro de escolarización?  ¿Vamos a erradicar los centros de atención educativa preferente que existen y que en muchas ocasiones los convertimos entre todos en getos? ¿Vamos a eliminar las etiquetas, cuando sin etiqueta sabemos que en muchos casos, no hay recurso o medida específica y que las metodologías activas dependen por ahora del profesor que nos vaya tocando? ¿Vamos a distribuir equitativamente a estos alumnos por la red de centros, incluyendo públicos y concertados como dicen todas las Leyes Orgánicas que hay que hacer, cuando hablan de medidas generales de atención a la diversidad?¿Van a dejar de aplaudir las familias en sus grupos de wasap cuando a un niño con Necesidades Educativas Especiales se “lo llevan por fin” a un centro específico? ¿Van los profesores a dejar de considerar que está mucho mejor fuera del aula con el PT y que ese niño ya no es responsabilidad suya? Son situaciones y cuestiones que se plantean y se han planteado siempre.

En el día a día de Orientadores profesores y familias se encuentran muchas barreras a la inclusión y me temo que no las va a hacer desaparecer una norma legal,  aunque esta seguro que es mejor que la anterior. Algunas entradas interesante sobre estas barreras que están por ejemplo  en el currículo y la  programación,  se puede leer en una ponencia sobre esto en la revista de ADIDE (Asociación de Inspectores de España) AQUÍ

Por otro lado si nos centramos en la evaluación Psicopedagógica y la controversia que históricamente ha habido entre etiquetar o no a los alumnos en función de una determinada clasificación mas próxima al modelo médico que al psicopedagógico os invito a leer esta entrada sobre los obstáculos que las distintas prácticas de EPSP ponen a la inclusión  AQUÍ 

No obstante, hace poco reunida con los responsables de la asociación AEXPAINBA (inteligencia límite) intentando aprender de lo que allí han hecho,  escuché: “prefiero una etiqueta bien puesta a ninguna y que nadie haga nada por tu hijo”  . Es una frase para la reflexión….

Dejo también aquí esta diapositiva para la reflexión puesto que la etiqueta en cuanto a evaluación psicopedagógica, no debería tener la misma connotación negativa en la Alta Capacidad puesto que indica mayores expectativas y aspectos positivos o potenciales a desarrollar a diferencia de lo que ocurre en la discapacidad habitualmente que condiciona o emite una lista de problemas sin fijarse o destacar las potencialidades del alumno.

ETIQUETAS

Si nos centramos en la distribución equitativa de los alumnos con necesidades educativas especiales por los centros educativos, chocamos con otra barrera mas social y también con el derecho de elección de centro de las familias. Historicamente siempre ha pasado y segirá pasando o pensad por un momento ¿Dónde está escolarizado la mayoría del alumnado de etnia gitana?

En el informe elaborado por Marchesi et al. en 2003 de los 10.805 alumnos con N.E.E. escolarizados en la Comunidad de Madrid en centros ordinarios 8.871 ( 82%) está escolarizado en un centro público. Por su parte el Consejo Escolar del Estado en su inforem del curso 1999/2000 para el conjunto del Estado daba a conocer que el 91,5% del alumnado gitano y el 89,64% de alumnado extranjero están también en centros públicos.

¿Han cambiado mucho estos datos casi 20 años después? Que yo sepa , siguen existiendo los centros de atención educativa preferente que escolarizan alrededor del 90% de alumnado en desventaja o situación de exclusión social y no veo que nadie haga nada por paliar esta situación.

No obstante, hay que reconocer que la creación de centros de atención educativa preferente que tuvo su reconocimiento en el desarrollo normativo de la LOGSE con los RD de 1996,  ha permitido concentrar recursos y profesorado especializado en déficit auditivo, déficit motor o déficit visual y que con ello se ha posibilitado atender de forma mas especializada las necesidades de estos niños.

 

 

 

 

 

 

 

 

Recientemente un político ha compartido en su Twitter estos datos  y parece que todo es mucho mejor ahora, no obstante hay que ser crítico y analizarlos bien por ejemplo que es eso de ¿Otros programas educativos? Niños de EE en centros concertados en un porcentaje bastante alto… Creo que en este caso hay que tener en cuenta que algunas asociaciones de padres de alumnos con necesidades educativas especiales se han convertido en centros concertados porque acaban dando a las familias los recursos y servicios que las Administraciones no han sabido o no han podido darles … Un ejemplo lo tenemos en la extraordinaria labor que ha realizado la Asociación de Padres por la Integración que han luchado por una educación inclusiva de los niños con inteligencia Limite y ahora tienen unidades de FP concertadas para estos chicos; o los conciertos que tienen APNABA ( asociación de padres de niños autistas de Badajoz) 

De momento A3CEX sigue sobreviviendo con el trabajo voluntario de algunas familias y sin ningún apoyo institucional.

Si analizamos la historia de la Educación Especial, tradicionalmente siempre se han barajado las opciones de centros de integración escolar, sin integración, específicos, de atención educativa preferente y aulas abiertas o aulas específicas, si bien nunca se han considerado a los más capaces en estas opciones de escolarización, independientemente de que sus características o necesidades específicas hayan sido distintas en función del grado de capacidad o situaciones sociofamiliares o dobles excepcionalidades. La existencia de la doble red de centros específicos y “de integración” tradicional se sigue manteniendo en la práctica en tanto en cuanto la inclusión entendida como marcó la Declaración de Salamanca en su día  (1994) AUN NOS QUEDA MUY LEJOS AL SISTEMA EDUCATIVO Y A LA SOCIEDAD o bien llevarla a cabo es mas fácil si disponemos de estas opciones de escolarización:Las escuelas deben acoger a todos los niños independientemente de sus condiciones físicas, intelectuales, emocionales lingüísticas u otras, las escuelas tienen que encontrar la manera de educar con éxito a todos los niños incluso a los de discapacidades graves…

Kerny afirma que “tal y como ha cristalizado hasta ahora el paradigma inclusivo ha perjudicado a los mas capaces porque el profesor no puede ser igual de eficaz con todos los alumnos y tiende, de buena fe, a descuidar a los que considera que pueden salir adelante por si solos… “¿Pero realmente pueden?

Cuando hablamos ahora de inclusión educativa, tenemos que saber que los expertos opinan que “se trata de algo distinto a los procesos de integración escolar al uso que hemos visto desarrollarse en el último cuarto de siglo en distintos países y canalizado, mayoritariamente, como un asunto técnico que tiene que ver con unos pocos alumnos (a algunos de los considerados con necesidades educativas especiales) que estaban fuera de los centros ordinarios o regulares del sistema, a los que se ha invitado a estar dentro, si bien bajo la perspectiva de que se “asimilen o acomoden” a los patrones culturales de “la normalidad” imperante”.

 

Cuando has trabajado como especialista en pedagogía terapéutica en un IES en el que entre tus alumnos había un adolescente con síndrome de down que no tenía adquirido el nivel mas básico de  lecto – escritura y por su capacidad intelectual no la podía adquirir, y a un niño paralítico cerebral que solo puede mover la cabeza y se desplaza en una silla de ruedas y utiliza un comunicador con sintetizador de voz que aún no controla; cuando tu labor es tener el máximo tiempo posible fuera del aula ordinaria a estos alumnos y cuando están dentro todo el profesorado piensa que estos niños en la escuela ordinaria están perdiendo el tiempo y no pueden desarrollar al máximo su potencial; Cuando trabajas en el equipo directivo de un centro de atención preferente que escolariza a un 100% alumnos de minorías étnicas  y si hablas de centros de atención preferente o aulas de desarrollo de capacidades  para alta capacidad te tachan de poco inclusiva excluyente o elitista; te planteas todas estas preguntas, y a veces piensas que la verdadera inclusión es utópica o que  es posible en determinados centros con determinados alumnos , con determinados docentes y bajo determinadas circunstancias. Ampliar información AQUI en un post de Maria Antonia Casanova es importante)

Aún viendo la situación así de compleja , yo apuesto por intentar conseguir cada vez más inclusividad, también para Alta Capacidad.

 

0dd48662266b17528af7da2ce90e4017

Cito algunos párrafos de S. Pfeiffer  Tourón  y  Echeita y otros para la reflexión Teniendo en cuenta que los dos primeros siempre han trabajado por el desarrollo del talento y la alta capacidad y el tercero ha estado mas inmerso en la discapacidad y otros grupos de riesgo de exclusión:

Todos los estudiantes, incluidos los de Alta Capacidad, se benefician de un currículo desafiante y diferenciado. Sin embargo, decidir cuántos de estos estudiantes deben recibir un programa especial de altas capacidades es, en última instancia, una decisión política, socio – filosófica y práctica guiada por los recursos disponibles y el juicio de valor”.

Hay razones económicas, políticas y culturales que obligan a las naciones a proporcionar recursos significativos financieros y humanos a los estudiantes dotados. Sin embargo, a las altas capacidades en España se le han proporcionado históricamente recursos extraordinariamente limitados, aunque hay beneficios evidentes a largo plazo para nuestra sociedad cuando los gobiernos financian recursos para la educación de los dotados incluyendo al 10% superior de los segmentos de la sociedad menos representados”.

A lo largo de la historia de la Educación Especial se ha cuestionado si dar mas recursos es la mejor vía para mejorar , esto es , en base a las categorías diagnósticas que tradicionalmente se han establecido, ya que los efectos indeseados de este esquema, también parecen estar bien documentados . Parece que hay sobradas indicaciones en todo el mundo de que la pugna por obtener recursos adicionales para determinados alumnos hace aumentar la proporción de niños y jóvenes clasificados en categorías de exclusión y por otro lado se cuestiona si esos recursos adicionales, en realidad proceden de un detrimento de los recursos generales que poseen los sistemas educativos. Por otra parte lo que ha ocurrido y ocurre con suma frecuencia es que el profesorado de aula encuentra en estos y otros apoyos la oportunidad y la justificación para cederles o pasarles a ellos la responsabilidad en la educación de aquellos alumnos considerados “especiales” ya que su formación no les ha cualificado para desarrollar una enseñanza atenta a la diversidad de necesidades educativas, ni la organización de sus centros lo facilita”.

Los programas y organizaciones especiales han proliferado precisamente porque muchos educadores de nuestro país han recibido una preparación relativamente pobre para comprender los procesos de aprendizaje, el desarrollo de los alumnos y la adaptación de la enseñanza. Debido a que la labor docente ha sido considerada como una serie de rutinas dirigidas a alumnos “normales”, la mayoría del profesorado no se siente preparado para hacerse cargo de los alumnos especiales, es decir, aquellos que aprenden poco con estrategias como las lecciones magistrales y la explicación, los que no hablan el idioma con fluidez, aquellos cuyo desarrollo transcurre con un ritmo o con un modo diferente a los de su misma edad… La verdad es que la mayoría de los alumnos se ajusta a una o varias de estas descripciones,  ya que las aulas ordinarias son, por lo general, demasiado rígidas para adaptarse a sus necesidades de aprendizaje, en ellas cada vez les va peor a un mayor número de alumnos, que son derivados hacia programas de recuperación o de educación especial. Unos sistemas curriculares inflexibles e insuficientes conocimientos de los profesores, situación esta última que es la causa fundamental de la salida de tales alumnos del aula ordinaria, hacen necesaria la contratación de un mayor número de especialistas, lo que paradójicamente disminuye los fondos para el desarrollo profesional y para la existencia de grupos más pequeños en las aulas, que es lo que a su vez permitiría que los profesores ordinarios atendieran un espectro mas amplio de sus necesidades educativas” (Darlin – Hammond, 2001)

En contraposición tenemos que, por mucho que formemos y capacitemos a los docentes , estos no pueden ser especialistas en todo ni superhéroes que atiendan  a cualquier niño con cualquier handicap o situación sociofamiliar y/o personal determinada y que además consiga que todos ellos participen de la educación, siendo esta de calidad y consiguiendo desarrollar al máximo la capacidad de cada uno , en este sentido escribe un profesor en tono irónico AQUÍ el día a día de muchos de ellos en aulas de secundaria situación esta, que se ve mas reflejada en institutos públicos, debido a que el reparto equitativo tampoco es real. ¿Está la solución entonces en  capacitar mejor a los docentes? Esto es algo que por lo visto la Consejería de Educación Extremeña tiene puesto en marcha, puedes consultar la convocatoria a este plan de formación AQUÍ

¿ Se plantean las Administraciones erradicar los centros gueto? y si se lo plantean ¿Están dispuestos el resto de centros a recibir a esta población e integrarla en sus aulas? ¿Tienen que renunciar las familias de estas barriadas entonces a tener un centro educativo cercano a su vivienda? ¿Pueden transformarse los centros sin ayuda de la Administración?

Con esta entrada quiero expresar que a la INCLUSIÓN no llegaremos solo con una ley con las metodologías activas y la innovación o la tecnología, que sin duda todo esto ayuda a avanzar muchísimo, pero que realmente depende de otros muchos factores sociales, de concienciación, culturales, organizativos, de ideología decisiones políticas e intervención educativa sistémica.

Para escribir esta entrada he consultado a Gerardo Echeita. En especial su libro Educación para la inclusión o educación sin exclusiones . (2006) Narcea. También he consultado algunos artículos de este autor en especial el que cito a continuación.

Echeita Sarrionandia, Gerardo, Inclusión y exclusión educativa. “Voz y quebranto”. REICE. Revista Iberoamericana sobre Calidad, Eficacia y Cambio en Educación [en linea] 2008, 6 [Fecha de consulta: 30 de diciembre de 2017] Disponible en:<http://www.redalyc.org/articulo.oa?id=55160202> ISS

He citado algunos parrafos al final del libro de Pfeiffer consultando el bog de Javier Tourón , y el libro de Pfeiffer traducido por el junto a Roberto Ranz.

Fogografía: Trabajo con proyectos comunitarios como Zaro para evitar absentismo en un centro de atención educativa preferente que escolariza al 100% alumnos de etnia gitana. ¿Cambiará esto algún día?

 

Anuncios

TENGO UN NIÑO CON ALTAS CAPACIDADES EN EL AULA. ¿QUÉ HAGO? ¿EN QUE PUEDO MEJORAR?

Badajoz 15 de octubre de 2017

Este artículo trata de dar pautas sencillas de actuación a los profesores que tengan en su aula un alumno de Altas Capacidades o sospechen que hay algún niño con alto potencial rindiendo por debajo de su nivel. Como ya sabéis, hay que tener en cuenta que se trata de una población muy heterogénea y que el concepto AACC abarca distintas terminologías y perfiles. Casi todas las pautas se pueden llevar a cabo con la sola sospecha de que el alumno tiene Altas Capacidades, sin esperar a informes o burocracia. Se trata de pequeños consejos sobre algunas actitudes o actuaciones que son buenas o pueden favorecer y otras que solo pueden empeorar la situación y es mejor cambiarlas. Os recomiendo leer los enlaces para completar y profundizar en este tema.

EN RELACIÓN A LA ACTITUD DEL DOCENTE.

Aunque a lo largo de esta entrada la actitud del docente , siempre está presente como algo fundamental en la educación del niño o niña con alta capacidad empiezo resaltando debido a su gran relevancia, este aspecto. Ser profesor de una alumno con alta capacidad , requiere de una actitud distinta, otras técnicas de enseñanza y una personalidad madura y flexible. Conocer al alumno, sus intereses y preocupaciones, su capacidad, características de personalidad y perfil desarrollado según las experiencias educativas vividas y su adaptación a ellas, ayudará a establecer una relación adecuada, puesto que el profesor entenderá mejor como se siente, que le puede estar pasando, o su forma de estar y entender el mundo. El profesor es una persona importante en la vida del niño o adolescente con altas capacidades, no solo en cuanto a sus resultados académicos sino también en relación a su desarrollo socio-emocional..

En algunos estudios ya clásicos como el de Torrance se analizaron cuáles habían sido las características positivas en el profesor que ayudaron a los alumnos con altas capacidades, preguntando a los alumnos que describieran a esos profesores importantes para ellos en su historia escolar. Lo mas destacado fue que un buen profesor se interesa por el alumno como persona; muestra interés por los hobbies y preferencias del alumno, le ayuda a realizarse y le enseña a perseverar. Son características que nos recuerdan mucho a la intervención mediante mentorazgo o a la importancia en todo aprendizaje de la conexión afectiva profesor – alumno y el grado de empatía.

estrategias

En la atención a la diversidad y la inclusión o la individualización de la enseñanza lo fundamental siempre es la ACTITUD del docente .

Determinados perfiles de niños con alta dotación manifiestan inquietud, no solo a nivel intelectual sino motriz, necesitan muchos estímulos, preguntan mucho, son críticos, tienen un humor sarcástico o quieren trabajar de forma autónoma. Otros no se contienen a la hora de corregir al profesor tanto en los conocimientos como en su comportamiento personal por ejemplo si ve injusto un castigo que ha puesto a un compañero, y lo hace por ese marcado sentido de justicia y no por molestar. Otros aprenden a “llorar por dentro” según palabras de algunos niños, cuando algo les parece equivocado o injusto. Algunos profesores con el tipo de alumno anterior, no se sienten cómodos, son alumnos que le corrigen delante de los demás,  otros profesores sin embargo, disfrutan de estos alumnos y los ven como un reto, aceptan que en algunos temas el alumno puede saber mas y utiliza de forma positiva en la clase esta circusntancia. Otra opción es hablar con el alumno al final de la clase, y preguntarle por que tiene esa actitud, tratar de enterderlo. Un profesor que hizo esto recibió esta respuesta:  “profesor discúlpeme pero no quería que mis compañeros aprendieran datos erróneos… “el profesor entendió que las correcciones que le hizo el alumno no eran por pedantería, sino por preocupación.

Algunas características típicas de estos niños pueden a veces volverse en su contra en el aula pero el profesor puede tomar como referencia las consideraciones de WEBB   y  las recomendaciones respecto al currículo de BASCA

 EN RELACIÓN A LA IDENTIFICACIÓN.

Es fundamental disponer de una buena base de información sobre las características, perfiles y posibles problemáticas que estos niños pueden presentar. Si el profesor conoce las características de estos niños sabrá distinguir a uno entre sus alumnos. Detectarlo tempranamente es fundamental para que el niño se sienta comprendido; de esta forma, el aburrimiento , la falta de atención, el rechazo a las tareas monótonas entre otras manifestaciones no se valorarán como falta de disciplina, y mediante adaptaciones del currículo y/o aceleraciones se evitará que el alumno empiece a rendir por debajo de su nivel, uno de los mayores riesgos puesto que no dará de si lo que es capaz y no solo le afectará a su rendimiento escolar sino en su desarrollo personal puesto que no aprende a esforzarse, ni llega a sentirse satisfecho con un trabajo, no aprende a manejar éxitos y fracasos, no adquiere un concepto real sobre sí mismo ni se conoce bien y no puede “medirse” o compararse con sus compañeros.

No es fácil reconocer a un alumno de alta capacidad puesto que un alumno sabelotodo aplicado con muy buenas notas no necesariamente es un alumno superdotado , un alumno con notas malísimas y que llama la atención por su mal comportamiento o su falta de asistencia, puede ser de Altas Capacidades . El alumno con notas mediocres puede ser superdotado pero no será reconocido por ningún profesor porque está rindiendo por debajo de su nivel. A veces un profesor que sospecha que su alumno o alumna puede ser de alta dotación intelectual, cuando no rinde o sus resultados no son tan excelentes como pensaba , cambia de idea pero esa falta de rendimiento puede ser porque : no esta motivado, no quiere ser distinto a los demás o es demasiado perfeccionista ( prefiere sacar notas mediocres a esforzarse y no dar la talla).

En este sentido cuando el docente o en el centro no se hace nada por explicar al resto de niños cuales son las diferencias y características de sus compañeros o se hace de forma incorrecta , los propios niños con altas capacidades tienen que aguantar muchas preguntas de sus compañeros como ¿Eres superdotado? , yo creo que no lo eres porque no sacas todo 10, en todo caso será superdotado Jaime que saca mejores notas. A veces si el niño superdotado es atacado o rechazado por su diferencia, no sabe como actuar debido a sus características de personalidad y su alta sensibilidad y necesita que se le enseñen a defenderse o responder a estos niños.

Es importante reconocer al alumno que está rindiendo por debajo de su nivel.

  • Parece tener una actitud soñadora en clase “está en las nubes”.
  • No se muestra trabajador ni motivado por las tareas escolares.
  • Los resultados académicos van empeorando o son muy variados de muy bajos a sorprendentemente altos.
  • Da la impresión de ser capaz si quisiera.
  • Comete muchos errores por negligencia.
  • Gran discrepancia entre sus producciones orales y escritas.
  • Los trabajos extra centrados en sus intereses sorprenden por su calidad.
  • Tiene mala caligrafía
  • Si se le ofrece materia nueva está mas interesado de lo habitual.

Si es una alumno que además está altamente desmotivado se suma a lo anterior una actitud desinteresada ante las clases, no hace nunca los deberes, enferma a menudo, falta mucho a clase, se resiste fuertemente a ir. Si todo esto ocurre es fundamental adaptarle cuanto antes el currículo o acelerar su aprendizaje. También puedes leer sobre estrategias de intervención en niños con alta dotación en situación de fracaso AQUÍ.

EN RELACIÓN A LA INTERVENCIÓN EDUCATIVA.

El niño con altas capacidades va a tener unas necesidades específicas que hay que conocer para que pueda crecer de forma plena y armónica:

  • Apoyo para el desarrollo de una autoimagen realista.
  • Ayuda para aprender a defenderse ante los demás debido a su gran sensibilidad.
  • Un ambiente en el aula donde todos respeten las diferencias , se sienta uno mas y existan retos.
  • Compactar materia de forma que le permita recorrer el currículo a grandes pasos sin repetición.
  • Darle responsabilidades y recordarle que las tiene.
  • Contactar y trabajar conjuntamente con otros alumnos inteligentes.
  • Instrucciones y explicaciones cortas sin demasiada repetición.
  • Trabajar el análisis la reflexión la evaluación del trabajo valorando los avances
  • Explicar por que debe hacer también cosas que no le gusten tanto como memorizar ciertos contenidos.
  • Trabajar los hábitos de estudio , que solo se podrá hacer si el alumno necesita estudiar, es decir si el currículo está adaptado a su capacidad.

Un alumno de altas capacidades que lleva rindiendo por debajo de sus posibilidades durante mucho tiempo puede tardar meses en recuperar la motivación o ánimo. Además hay que tener en cuenta que muchos de estos niños están rindiendo por debajo de su nivel aunque estén sacando buenas notas o notas mediocres puesto que si tienen una edad mental de dos tres y hasta cuatro años por encima de su edad cronológica, significa que NECESITAN aprender lo que habitualmente se enseña a esa edad pero están recibiendo el currículo que se les da a los niños de su edad cronológica. Lo necesitan y es su derecho recibirlo, puesto que un cerebro en desarrollo no puede pasar tantas horas diarias repitiendo contenidos casi todos ellos adquiridos o que podían haber sido adquiridos varios años antes. Pensemos en un niño con un déficit cognitivo importante que le impide adquirir conocimientos básicos de cálculo, al que cada día durante cinco horas le intentásemos enseñar a realizar ecuaciones o raíces cuadradas , ¿podría desarrollarse su cerebro y su talento? ¿serían estas enseñanzas las apropiadas para su autoestima y desarrollo personal por mucho que sean las que estén recibiendo los niños de su edad cronológica?

El profesor debe creer en el alumno, aunque su rendimiento escolar actual no sea excelente.  A veces es increíble lo que podría hacer si se lo enseñasen. Supongamos que un alumno está en quinto de primaria y le interesan desde pequeño las matemáticas o la biología, es posible que el profesor que está haciendo lo que toca en quinto de primaria , no sea capaz de ver lo que haría este niño si se le diera algo de currículo de la secundaria,  incluso es posible que el profesor se niegue a darlo puesto que el es un profesor de primaria y no va a dar a nadie contenidos superiores. También es posible que el profesor intente demostrar que el niño “no es para tanto” que el otro día se confundió en una cuenta de dividir  por ejemplo. Es en estos casos  cuando la aceleración o salto de curso puede salvar al niño de un tedio insufrible que a veces lleva dentro y que si es callado, o callada y buena , no tiene un perfil  de niño que pregunta o se interesa, o no demanda nada sino que se aguanta, pueda llegar el momento en que manifieste problemáticas de personalidad o afecte a su salud mental. Las espectativas del profesor son determinantes en los aprendizajes de todos los alumnos y es importante leer, en el caso de las AACC,  sobre el Efecto Pigmalión negativo. 

Con el niño de Altas Capacidades que está rindiendo por debajo de su nivel el profesor debe tener paciencia e insistir porque pueden darse las dificultades que aparecen a continuación:

  • El alumno no quiere o se resiste a hacer tareas más complejas, el profesor piensa y no duda que puede hacerlas pero el alumno puede tener miedo a no hacerlas perfectamente y las esquiva tiene miedo al fracaso, prefiere seguir con tareas que ya domina. El profesor debe elogiarle y hacerle ver que el éxito está en el esfuerzo y no en el resultado, influyen incluso los mensajes verbales que emite, quizá es mejor decir “prueba a ver” o “inténtalo” que decir “tu puedes” ya que expresiones como esta última indican expectativas y a estos alumnos les puede bloquear. Es importante intentar que el alumno experimente éxito en numerosas ocasiones para que vaya aumentando su autoestima.
  • El profesor exige que el alumno termine tareas de clase antes de darle trabajos extra porque piensa que no tiene sentido darle trabajo mas complejo si no ha hecho primero lo que hacen todos. Esta práctica docente tiene consecuencias negativas en los alumnos con altas capacidades. Ya que a los niños de altas capacidades les cuestan las tareas repetitivas lo ideal es establecer contratos de aprendizaje o compromisos con el alumno o alumna. El pensamiento del niño puede ser: “ si se hacer una suma o un tipo de problemas determinados, los se hacer todos” ¿para que tanto repetir sin tener que pensar?” Todavía peor es el caso en el que el alumno acaba rápidamente la tarea de todos y el profesor que está agobiado con otros 25 niños y niñas le manda hacer una página mas de ejercicios del mismo tipo mientras terminan los demás, tarea que el niño verá super injusta puesto que el ha terminado antes y ya domina ese tipo de ejercicios. Lo ideal es permitirle continuar con otros ejercicios mas complejos cuando haya realizado sólo una parte del trabajo de clase. Eso le motivará.
  • El profesor castiga doblemente al alumno con altas capacidades ( por ejemplo le pone dos negativos en lugar de uno ) cuando no trae el trabajo o deberes que se le han puesto a todos , pues piensa que al tener mas capacidad lo tiene mas fácil que los demás y por tanto si no lo trae debe ser reforzado negativamente doblemente. El alumno a veces no lo hace porque considera que no lo necesita y que es injusto. Los deberes (al margen del debate que hay en torno a si se deben o no poner) si se ponen, deben estar adaptados a cada alumno o al menos tener en cuenta la diferencia de capacidad y el grado de dominio de los ejercicios que tiene cada niño ya adquiridos. Para un niño con alta capacidad puede ser un suplicio hacer deberes con los que no refuerza ni aprende nada nuevo. Sustituir las tareas por otras mas adecuadas a su capacidad y valorar ese trabajo extra, incluso en su boletín de notas, es una solución.
  • Aunque lo ideal hoy en educación es utilizar metodologías activas     e individualizar a tope la enseñanza para todos los alumnos, ni los docentes ni las escuelas a veces están preparadas para hacerlo , a veces aunque se quiera no se puede. No obstante, A veces solo con hacer cosas sencillas incluso dentro del modelo tradicional de enseñanza, el docente puede ayudar mucho al niño de alta capacidad intelectual.

EN LOS CASOS DE ACELERACIÓN

Los profesores no suelen ser partidarios de una o dos aceleraciones con el argumento de que no se adaptará bien a niños tan mayores o que es muy pequeño para ir al instituto, o bien que tendrá lagunas puesto que algunos contenidos no los ha dado al saltar cursos o trimestres, por ejemplo. A veces el niño ya tiene en su propia clase una situación aislada y el profesor teme que esa situación se acentúe mas. No obstante los estudios ponen de relieve que la mayoría de alumnos acelerados se adaptan bien y que incluso la integración en la clase es mayor, podéis leer sobre los beneficios de la aceleración AQUÍ. El niño superdotado no suele tener problema para relacionarse con sus nuevos compañeros mayores que él porque con ellos comparte mejor sus vivencias, pensamientos e ideas y puede ser él mismo no tiene que disimular que es otra persona o que le gustan juegos que no le interesan para ser aceptado. A nivel emocional los niños con Altas Capacidades llegan antes a la fase de la pubertad de modo que un niño de diez que esté con otros de 12 está en la misma fase madurativa aunque NO A NIVEL FÍSICO y esto hay que saber entenderlo.

La aceptación en el nuevo grupo va a depender enormemente nuevamente de la actitud del docente puesto que si él mismo está conforme con el niño y dispuesto a tener en cuenta su condición especial, transmite esa actitud a los alumnos. A veces el argumento puede ser que el niño superdotado juega poco, pero hay que tener en cuenta que los juegos divertidos o interesantes para él pueden ser otros que no son del interés de sus coetáneos , juegos de mesa, juegos con cifras , palabras , juegos de lógica …. y quizá a veces no tanto el futbol u otros mas populares. A veces , si el niño al acelerar cambia de centro y entra en la secundaria, puede tener una ventaja puesto que todos los compañeros o casi todos tienen que conocer compañeros nuevos y el puede sentirse mas fácilmente, como uno más.

Para un grupo de alumnos es mas fácil aceptar a un chico mas pequeño que rinde bien que a un coetáneo que es el primero en todo.

Pueden darse algunas circunstancias como el tema de la caligrafía cuando el alumno salta el curso de primero de primaria que puede estar por debajo o necesitar unas cuantas clases extra; la educación física, ya que si el niño o niña tiene uno o dos años menos su desarrollo físico no es el mismo y tampoco su resistencia física o su habilidad para saltar y esto debe tenerse en cuenta en la evaluación y que no se comparen sus resultados con los de sus compañeros, puede que el mobilario escolar no sea adecuado por la altura del niño con un par de años menos o el peso de la mochila sea excesivo. Todo tiene solución, adaptar la mesa o el asiento o proporcionar un lote de libros extra para que no tenga que llevar y traer todos.

EN RELACIÓN AL ENRIQUECIMIENTO

EXTRAESCOLAR Y EXTRACURRICULAR.

Pueden darse estas situaciones:

  • El niño sale de clase a realizar unos trabajos extracurriculares en un programa enriquecedor pero no se tiene en cuenta lo que le interesa, sino un programa predeterminado que ha ideado el profesor. En este caso se da a veces la situación de que el alumno es penalizado por no estar en las clases ordinarias y se le exige que haga ese trabajo en casa, además en las horas que está fuera de clase, no se considera que pueda recibir ayuda socioemocional o curricular en determinadas áreas o para compensar disincronías como lectura – escritura por tratarse de un programa extracurricular. Por otro lado si el profesor ha ideado un proyecto sobre robótica por ejemplo y al chico le encanta y tiene aptitudes especiales para la escritura creativa y nada de nada la tecnología, pues no tendrá éxito. A veces sacar al alumno fuera del aula en compañía de otros niños con otras necesidades educativas especiales, por las exigencias del horario, no es lo mejor puesto que ellos necesitan estar y relacionarse con niños con sus características de vez en cuando. Estas situaciones pueden empeorar mas que ayudar al alumno superdotado y su relación con los iguales y docentes, así como su motivación por aprender. Otras veces el niño sale contento a estas clases extra simplemente porque es mejor que estar en las tradicionales pero esto no funcionará si estas clases son en su tiempo libre es decir, en horario extraescolar. 
  • Realizar “programas de enriquecimiento” fuera del horario escolar o en horario escolar pero de carácter extracurricular, puede ser una ayuda si los profesores son expertos en la materia , están formados en los estilos de aprendizaje de los alumnos de Altas Capacidades, conocen sus intereses, y han recibido formación específica en como llevar a cabo el enriquecimiento. No obstante, es fundamental que en horario escolar, al menos a los niños superdotados, se les permita avanzar por el currículo de forma rápida. No podemos seguir por las mañanas durante horas con clases tradicionales sin adaptar el ritmo ni la metodología, y pedirles que asistan, que atiendan, que se porten bien, y que hagan los deberes repetitivos y después que además vengan por la tarde a realizar enriquecimiento en su tiempo libre. En cuanto a conocimientos previos,  de nada sirve hacer un enriquecimiento en ajedrez, por ejemplo,  si en el grupo de alumnos hay niños sin conocimientos previos de ajedrez junto con otros que compiten en torneos y tienen puntuación ELO, a no ser que el profesor sea capaz de adaptar su enseñanza a tan variopintos niveles consiguiendo que todos sientan que esas clases son útiles divertidas y que en ellas aprenden o son un reto. De nada sirve tampoco si al chico o chica por muy altas capacidades que tenga, no le interesa para nada el ajedrez y el profesor no es capaz de hacer que le guste.
  • En todo caso, lo que verdaderamente necesitan los niños de Altas Capacidades es ser atendidos durante el horario escolar. No necesitan pasar cinco horas en el colegio sin que nadie haga nada por adaptar su enseñanza a sus necesidades y que luego en su tiempo libre tengan que suplir todo con actividades de enriquecimiento extraescolar, que por cierto, no todos los padres pueden pagar, no en todas las poblaciones de Extremadura existen, no todas son adecuadas para estos niños y no a todos les tienen que interesar las mismas.
  • Por ultimo decir que lo que habría que hacer es distinto en cada caso, detectar las fortalezas y debilidades de cada niño y tratar de descubrir lo que le interesa o entusiasmarle con algo que aún no conoce o en principio no le interesa, descubrir que intereses comunes tiene el grupo y en función de todo planificar el proyecto enriquecedor. Hablar con los alumnos sus preocupaciones , sus hobbies cuales son, establecer contratos de aprendizaje con él y condensar o compactar el currículo al mismo tiempo, por supuesto, todo el trabajo extra que realice tiene que tener su reconocimiento en las evaluaciones y calificaciones.

¿QUE PUEDO HACER EN EL DÍA A DÍA?

Puede que te sientas agobiado como docente por tener en el aula un niño con alta dotación intelectual, y es posible que el trabajo extra se pueda hacer un tanto difícil, no obstante los que trabajamos hace tiempo en aulas tan diversas y cada vez con mas alumnado distinto, sabemos, que es mas complejo atender en el aula a otros niños , por ejemplo a aquellos que tienen necesidades educativas especiales por discapacidad o trastorno grave de conducta.

  • Si eres capaz de motivar al alumno situando su aprendizaje dentro de su capacidad el estará mas motivado y no te dará apenas trabajo , casi siempre menos que cuando sus necesidades no habían sido detectadas o atendidas porque en estos casos el alumno puede que no pare de molestar al profesor o a los demás.
  • Hay que tener siempre presente que el alumno quiere ser uno mas dentro del grupo y no es bueno utilizar sus resultados como ejemplo para los demás, esto puede provocar en el grupo envidias y aumenta el riesgo de acoso.
  • El trabajo en equipo está bien, pero hay que aceptar que si sus iguales son mas lentos o no pueden seguir su nivel de razonamiento y aprendizaje el alumno querrá trabajar de forma individual en solitario y no con el grupo. Lee sobre el trabajo colaborativo y los mas capaces AUÍ
  • Es importante saber que el alumno puede resolver mal un examen fácil ya que al ser tan fácil no está atento a la tarea , prueba a enseñarle contenidos mas complejos y pon después el examen sobre lo que ha aprendido porque si el alumno es de alta capacidad es muy probable que lo resuelva bien.
  • Hay que saber que el niño puede tener mala caligrafía y que esta mejore cuando se le sitúa en un nivel de aprendizaje mayor. También puede ser una consecuencia de la disincronía y por tanto habría que darle algunos consejos o clases extra para mejorarla. No se debe pensar que por ser superdotado debe hacerlo todo bien y escribir perfectamente. También hay que considerar que pueda tener una doble excepcionalidad con una dislexia aunque tenga el mismo tiempo Altas Capacidades.  Por otro lado calificar la asignatura de lengua a la baja por la caligrafía y la ortografía es injusto puesto que en otros aspectos que también tienen que ser evaluados como la expresión oral, la habilidad para hablar en publico o exponer, la riqueza de vocabulario o la expresión escrita el alumno puede ser muy bueno y no se está teniendo en cuenta ( la caligrafía es lo que cuenta).
  • Es importante no impedirle de forma habitual que conteste argumentando que los demás también tienen derecho a responder. Dele las mismas oportunidades que a los demás. Si contesta bien valóralo, a veces el profesor no considera que tenga que valorar a un niño mas inteligente y no le pone positivos argumentando que él lo tiene mas fácil.
  • No haga comentarios sarcásticos sobre su capacidad cuando no de muestras acorde con ellas.
  • Es muy importante aprovechar los roces o pequeñas peleas de los alumnos para hablar con ellos de respeto y valores, de la importancia de entender que todos somos distintos y cada uno tiene cosas buenas. La actitud que demuestres como docente hacia estos temas influirá notablemente en sus relaciones.
  • No le exija que espere siempre a que toda la clase termine o domine la materia aunque le guste de vez en cuando ayudar a los demás, porque así no puede dar de si todo lo que es capaz , intelectualmente no se está desarrollando, el alumno está en la escuela para aprender no para ayudar o enseñar a otros niños aunque de vez en cuando todos lo hagan y esté bien.
  • No le diga a sus padres que no le enseñen nada para evitar que se aburra mas en clase, esto es una auténtica barbaridad. Deberían darle mas contenido y a otro ritmo en el colegio , pero si no lo hacen, al menos que lo aprenda en casa. La mayoría de los niños con alta capacidad aprenden en casa muchos contenidos de forma prematura mediante preguntas a sus padres o mediante juegos, y estos deben responderlas. No pienses que como su madre es maestra … o que sus padres están forzando en casa determinados aprendizajes porque esto casi nunca se corresponde con la realidad.
  • No pienses que la mayoría de los padres de superdotados quieren que sus hijos salten cursos y sean los mejores porque esto casi nunca se corresponde con la realidad. A la mayoría de los padres de niños con alta capacidad les da vergüenza ir al colegio a demandar una evaluación psicopedagógica por alta capaciadad, la mayoría de los padres de los niños superdotados son personas con una gran sensibilidad hacia todas las diferencias y lo único que quieren es ayudar a sus hijos a desarrollarse y crecer. La mayoría de los padres de hijos superdotados , son personas humildes que incluso tratan de ocultar lo que les pasa por la incomprensión que suelen encontrar en la sociedad , en el sistema educativo incluso en su propia familia. Puedes descargar el un artículo interesante en PDF sobre familia y superdotación AQUÍ

Para realizar este artículo he consultado el libro de Coks Feenstra (2004) El niño superdotado. Como reconocer y educar al niño con altas capacidades. Medici.

También se ha consultado el Blog de Juan Carlos López Garzón mascapaces.net y su libro Didáctica para Alumnos con Altas Capacidades (2012). Síntesis.

Otra consulta en Dialnet es el artículo enlazado sobre superdotación y familia . de Ana María Lage Vilaboy

El blog acclarebeliondeltalento.com se ha enlazado para profundizar en el concepto del efecto pigmalión negativo.

 

INCREIBLE PERO CIERTO.

Badajoz , Septiembre 2013 ( actualizado con enlaces y alguna foto en febrero 2017)

  (Mi agradecimiento al profesor Javier Tourón

por incluir esta entrada en su blog aunque fuese en una esquinita durante un tiempo).

Comienza el curso y, después del verano y el “descanso” he decidido poner por escrito en esta entrada, algunas ideas, pensamientos , expresiones que he tenido que escuchar  a lo largo del curso pasado y que a veces pasean por mi memoria. Son respuestas que he recibido de personas, compañeros, inspectores, personal de la Administración en el intento de crear junto a un par de familias o tres, una asociación en Extremadura.

Mi intención no es criticar sino orientar en el sentido adecuado ante estas respuestas, comentarios que todos podemos escuchar porque, a veces, son respuestas estereotipadas o que reflejan la falta de formación en torno al tema de la alta capacidad, ideas que reflejan mitos. Aunque casi todo lo que expongo es bastante negativo, tengo que decir que también ha habido comentarios, opiniones positivas.

Pues bien aquí os dejo en negrita  estas ideas, expresiones, que se me han quedado grabadas, que a veces no me dejan dormir…. que unas veces me han animado a seguir con este proyecto y otras me han hecho pensar que esto es “misión imposible”.

1. Primer contacto con personal en  puestos de responsabilidad de la Administración. Tras contar mi experiencia e intención de un grupo de padres de iniciar este proyecto me responden: “Bueno, mi hijo también tiene altas capacidades, cuando estaba en el colegio todos los maestros pensaban que había que pasarle de curso pero el quería seguir con sus amigos”. “Total si hubiera adelantado curso hubiera acabado un año antes la carrera y ya está, en todo caso, ahora es un excelente arquitecto. De todas formas cuando tengáis algo iniciado, quizá podríamos apoyarlo desde aquí”.

Otro responsable de la Administración me dijo: “si he conocido alguna vez a alguno pero luego cuando llegan a la secundaria se “normalizan”.

Aunque no dije nada pensé: Hace treinta años, cuando su hijo estuvo en la primaria, no se como estaría el tema de la evaluación psicopedagógica de la alta capacidad en Extremadura y aun menos el de las aceleraciones…; en todo caso lo que está claro es que la aceleración no solo sirve para terminar un año o mas, antes.

Ante esta situación decidí no pelear ni intentar exponer argumentos… sino actuar y comenzar a contactar con mas padres para fundar la asociación como nos había recomendado un orientador a algunos de nosotros. La fuerza de las asociaciones siempre ha estado en las familias que son los que desde los años 80 han conseguido cambiar la historia de la Educación Especial. Las familias unidas con un proyecto común pueden conseguir grandes cambios si confían en un grupo que esta trabajando de forma voluntaria por los demás.

2. Inspectora de educación, accidental. Surge el tema de la Asociación, ya que estaba fundada, le ofrezco un tríptico informativo y le hablo de algunos casos. Respuesta: “No se… la verdad es que a estos niños con la evaluación se les etiqueta, y total, lo único que hay para ellos es la aceleración”.

Por muy poco que sepamos del tema de la alta capacidad , es evidente que la aceleración es solo una opción ( muchas veces ignorada e infravalorado su efecto positivo); la evaluación psicopedagógica temprana de la alta capacidad está recomendada  es necesaria y la legislación vigente dice que hay que hacerla, no es un medio de etiquetar niños. Eso si, la evaluación psicopedagógica debe realizarse con el fin de orientar una respuesta educativa adecuada, no por el simple hecho de tener un informe.

3. Persona de la Administración en un puesto importante de Atención a la Diversidad. Ante la exposición de un problema burocrático – administrativo y legal con el que se encuentran algunas familias que intentan realizar la anticipación de la escolaridad obligatoria a su hijo con diagnóstico de alta capacidad, la respuesta es : “Se está siguiendo el procedimiento adecuado y que marca la legislación vigente”.

Ya se que se está siguiendo el procedimiento, lo que le intento hacer ver, es que tal y como está planteada la Orden de 24 de febrero para orientar la respuesta educativa del alumnado superdotado intelectualmente, y tal y como funcionan hoy en día los centros educativos en cuanto a la evaluación psicopedagógica y la puesta en marcha de medidas ordinarias y extraordinarias, es prácticamente imposible acceder a la opción de anticipación de la escolaridad obligatoria.

4. Orientador que ocupa un puesto importante en la administración. Asistimos a un curso para docentes sobre el tema de la Alta Capacidad impartido por Yolanda Benito en CPR de Badajoz antes de la fundación de la asociación. Mi compañero de asiento es este orientador ( parte muy positiva), la ponente que es una experta a nivel internacional en el tema, está proyectando un vídeo en el que sale un niño de alta capacidad respondiendo a preguntas en un proceso de evaluación psicopedagógica. Las respuestas del niño son bastante sorprendentes en cuanto a contenidos culturales. Mi compañero me comenta: “No se… es que ese niño a lo mejor sabe mucho de ese tema y de otros no tiene ni idea”.

En mi opinión esta persona tiene un cierto desconocimiento de lo que es la alta capacidad. La diferencia no está en lo que saben estos niños sino en cómo aprenden. Evidentemente no aprenden por ciencia infusa ni tienen por que saber de todo. En todo caso el nivel cultural adquirido por aquel alumno no era el propio de su edad cronológica, a veces los docentes se empeñan en demostrar que aún niños identificados como de alta capacidad, no lo son.

5. Orientador a unos padres que están decididos a iniciar el proceso de evaluación psicopedagógica. “Pensad bien si queréis que este informe esté en su expediente académico para siempre. Tened en cuenta que si lo evaluáis le pondrán la etiqueta y puede ser peor”.

Por supuesto, el informe debe figurar en su expediente académico, que debe ser revisado por cada tutor y especialista que atienda al niño a lo largo de su escolaridad obligatoria al menos y, mejor también en la postobligatoria, con el fin de que reciba la atención educativa que necesita. Todos somos diferentes y esto debe verse con “normalidad”, si así fuera no tendría porqué ser “marcado o etiquetado”. El problema de las etiquetas es de los que no conocen ni aplican uno de los principios básicos del sistema educativo que es el de Equidad, que garantiza la igualdad de oportunidades, la inclusión educativa y la no discriminación. Por otro lado, hay que ser realista, en nuestro sistema, sin etiquetas no hay acceso a medidas educativas específicas o excepcionales.

6. Orientadora a unos padres que demandan una evaluación en Educación Infantil. “Es muy pequeño, hay que dejarle madurar”.

Según los expertos, la mejor edad para realizar la evaluación psicopedagógica a los niños de los que se sospecha una alta capacidad es, entre los 4 años y medio y los 7 años, lo que no quiere decir que no se pueda hacer antes. Un niño que demanda mas aprendizajes , debe ser atendido y, cuanto antes mejor.

7. Orientador comentándome a cerca de una aceleración que han hecho recientemente en su centro. “Ese niño lo único que va ha conseguir es ser un “friki”. Sociemocionalmente no está preparado. Perderá su grupo de referencia y los pocos amigos que tiene”. En este colegio no somos partidarios de la aceleración.

Los mitos e ideas falsas en torno a la aceleración son muchísimos, salvaguardando la individualidad de la alta capacidad, citaré  las palabras de James H. Borland, “la aceleración es uno de los fenómenos más curiosos en el campo de la educación. No puedo pensar en ningún otro en el cual haya tal abismo entre lo que la investigación ha demostrado y lo que la mayoría de los educadores creen. La investigación en aceleración es tan uniformemente positiva, los beneficios de una aceleración apropiada son tan inequívocos, que es difícil ver como se podría oponer un educador (Borland, 1989).

Por otro lado, ¿como se puede ser partidario o no de una medida educativa?, la intervención puede ser adecuada o no en función de cada caso no en fución de lo partidario que seas de esa medida. Es como decir ” no soy partidario del lenguaje de signos y si del lenguaje oral”.

8. Directora de un colegio. “Si os decidís por la aceleración el centro lo va a apoyar          ( parte muy positiva) pero claro, como no tenemos recursos perderá el apoyo del especialista en pedagogía terapeútica que lo necesitan mas otros niños”.

En mi opinión, una buena aceleración no es ubicar físicamente al niño en un curso más , aunque sólo esto, es mucho mejor que no hacer nada o recibir dos clases de pedagogía terapeútica a la semana fuera del aula sin que el tutor haga algo a nivel metodológico al menos, dentro del aula ordinaria.

( El informe Témpleton habla de 18 maneras distintas de realizar una aceleración apropiada).

Orientadores: Se está creando una moda , ahora muchas familias demandan la evaluación psicopedagógica de la alta capacidad y en eso no tenemos experiencia”. “Además con la falta de recursos que tenemos ¿como los vamos a atender?”

No es una moda, según los expertos un porcentaje importante de la población tiene alta capacidad lo que ocurre es que falla la detección y que esta depende en porcentaje del concepto y la legislación vigente en cada Comunidad Autónoma.

sin_titulo

Supongo que la mayoría de los profesionales de la educación y la orientación se encuentran a lo largo de su carrera profesional con muchos casos en los que no tienen experiencia ya que existen multitud de síndromes, déficits, alteraciones y dentro de cada una de ellas, cada niño es distinto y el grado de afectación también. En estos casos no nos queda otra que evaluar y aprender o formarse. No obstante hay que reconocer que es abrumador el trabajo de formación y burocrático que tienen los docentes y orientadores que llevar a cabo. A veces aunque quieran no pueden.

La mayoría de las veces la alta capacidad podría ser bien atendida por el tutor sin recursos extraordinarios , si este estuviera bien formado en el tema o tuviera una ACTITUD adecuada,  intención de organizar la clase de forma diferenciada con multiplicidad de tareas , distintos grados de complejidad y mas tecnología por ejemplo o trabajar verdaderamente las competencias clave con todos los alumnos con metodologías activas. Todos los alumnos se beneficiarían y de esta forma se podría cumplir la ley fácilmente, que dice que las necesidades educativas de apoyo específico serán atendidas desde el momento de su detección ( sin vincularlo a informes) y que todos los docentes tienen que atender el ritmo de aprendizaje de todos los niños.

pautas2

9. Profesor de un centro en el que han acelerado a una niña. “Esta niña tiene que tener muchas lagunas porque se ha saltado un curso.”

Esta persona no conoce cómo aprenden los niños con alta capacidad. Raramente tendrán lagunas, y si las tuvieran las “rellenarían” de contenido fácilmente ya que establecen un sistema de conexiones mucho mas complejo entre lo nuevo y lo ya sabido, aprenden a un ritmo más rápido y generalizan lo aprendido rápida y ágilmente a situaciones nuevas. Por otro lado cada día mas se está apostando por un cambio educativo en el que el aula es un lugar de aprendizaje y no tanto de enseñanza y el profesor un guía que enseña estrategias y procedimientos para aprender a aprender de forma autonoma, mas que ser un transmisor de contenidos. AQUÍ puedes ver ejemplos de buenas prácticas educativas en Extremadura.

10. Padre . Un centro sigue el criterio de , mejor nota en la asignatura de inglés, para que los niños accedan a la sección bilingüe puesto que hay mas solicitudes que plazas. Comentario:“Este niño al ser superdotado lo tiene mas fácil para sacar esas notas.”

Esta persona debe desconocer que alta capacidad no es igual a alto rendimiento, y mucho menos en alumnos que no están siendo entendidos ni atendidos educativamente como debieran. Debe desconocer que existe un indice alto de bajo rendimiento y fracaso escolar en niños con Altas Capacidades. Los niños con alta capacidad precisan ayuda como cualquier ser humano, no tienen experiencia, y es muy difícil para un niño por capaz que sea situarse adecuadamente en una escuela pensada para otro tipo de estudiantes.

11.Madres en la puerta del colegio. Son madres del grupo de alumnos al que iba la niña que cursa este año con aceleración y por tanto ha cambiado de compañeros. “Que pena me ha dado ver a esta niña en la fila del otro curso… y todos sus amiguitos de antes saludándola desde la fila de al lado, ” la pobre”.

Muchos niños cambian de grupo incluso de colegio por diversos motivos, repiten curso, sus padres cambian de domicilio o de ciudad… ¿por que es pobrecita y da pena una niña que se salta un curso porque ya tiene mas que asumidos los contenidos del que le corresponde? Es una pregunta para la reflexión. En cuanto a los amiguitos, la mayoría de los niños con alta capacidad, se identifican más con niños mayores y sociemocionalmente suelen encajar mejor.

Lo extraño es que, en un colegio de 700 alumnos y mas de 40 años de existencia esta sea la primera vez que se hace una aceleración y solo 4 niños han sido diagnosticados de alta capacidad. Y mas extraño aún es que este no sea el único centro de la ciudad así, sino que la mayoría por no decir todos están en la misma situación. Quizá el problema para ver con normalidad estas situaciones es que en los centros educativos creen que son casos aislados porque nunca han intervenido tempranamente para detectar la alta capacidad. Las barreras sociales y los mitos en torno a este tema son el gran problema.

En las escuelas rurales unitarias, o centros de atención educativa preferente con poco alumnado, los niños no se agrupan por edad cronológica, puesto que un mismo profesor tiene que atender a varios niveles. Así, en un aula, pueden estar niños mezclados de primero, segundo y tercer nivel de primaria. Los niños con alta capacidad que viven esta escolarización suelen tener muchas ventajas puesto que, es muy sencillo realizar las actividades de niveles superiores y los maestros están acostumbrados a llevar varios niveles a la vez dentro del aula. Realmente, cada aula es así, aunque estén los niños agrupados por edad ya que cada niño tiene intereses, ritmos y capacidades distintas, pero los profesores no suelen estar acostumbrados a diversificar e individualizar la enseñanza y los libros de texto y el currículo condicionan mucho para hacerlo.

12. Madre que contacta con la asociación. La niña da problemas, se niega a ir al colegio , la profesora se queja del comportamiento de la niña constantemente  y su familia decide llevarla al psicólogo donde le diagnostican Alta Capacidad. “He ido al colegio con el informe de sanidad y la tutora se ha reído en mi cara, me ha dicho jajaj “superdotada” en la clase hay niños mucho mas inteligentes y con mas nivel. No pienso dar por encima de su nivel contenidos a ningún niño”

Esta persona desconoce que a veces los niños con alta capacidad pueden manifestar “trastornos comportamentales” porque no están siendo entendidos ni atendidos como necesitan por sus profesores. También desconoce que alta capacidad no significa alto rendimiento ni genialidad o superdotación. Confunde términos. Además lo raro es que su enseñanza sea al mismo nivel para todos. Por último, quizá alguno de esos niños más inteligentes también tenga alta capacidad.

13. Maestra. “¿Superdotado? ¿Cómo va ha ser superdotado si no sabe atarse los cordones de los zapatos y le cuesta ponerse el babi?”

Los niños con alta capacidad no son excelentes en todo, a veces hay diferencias en cuanto a las distintas áreas , también dependiendo de si hablamos de alta capacidad, talentos académicos, talentos simples o complejos …;existen las dobles excepcionalidades y las disincronías     (ej: puede leer un cuento con 4 años pero no atarse los cordones o escribir a mano, pero quizá si escribe en el teclado de un móvil ). Además suelen caracterizarse por no atender a lo que no les interesa y funcionar a tope y por encima de todos con contenidos que son de su interés.

14. Madre. “Hemos realizado una evaluación psicopedagógica  porque el pediatra nos derivó a la psicóloga de la seguridad social , pero no lo sabe nadie, no lo saben ni nuestros familiares y por ahora preferimos que no lo sepan tampoco en el colegio”.

Al parecer la excelencia intelectual no está tan bien vista como la excelencia en el deporte por ejemplo. Muchas familias que han llamado a la asociación manifiestan su necesidad de ocultar lo que les pasa por miedo a las críticas de los demás a las etiquetas , a la falta de comprensión de sus propios familiares o a las “envidias”. En este caso deberíamos buscar el bien del niño y tratar de no hacer caso a las críticas, lo primero es el niño y su derecho a recibir una educación que desarrolle al máximo su personalidad y capacidad como dice la legislación y la Declaración Universal de los Derechos del Niño. Como diría un padre muy conocido en todas las asociaciones de España:  “si se nos estropea el coche, no nos esperamos unos añitos para que nos lo atiendan en el taller”.

15. Madre y padre. ” Preferimos darle la educación y contenidos que necesita en casa en lugar de enfrentarnos con el colegio y que le cojan manía al niño”.

Muchos padres y madres ven que al demandar una atención específica al colegio deben mantener una auténtica lucha que muchas veces acaba en ninguna respuesta o en sucesivos aplazamientos de la misma. Si nos pasa esto,  como padres debemos seguir intentándolo, el desarrollo del niño no espera. Esta muy bien que extraescolarmente esté bien atendido , pero los niños y niñas pasan cinco horas diarias en el colegio y el desafío académico tampoco le debe faltar aquí, pues puede llegar a desmotivarse , volverse inquieto,vivir situaciones de extrés y tener alteraciones de conducta, rendir muy por debajo de sus posibilidades ( que también es un fracaso aunque saque buenas notas) , no aprender a superar desafíos para conseguir la excelencia, pueden volverse auténticos “vagos” que nunca han tenido que estudiar y, en secundaria puede llegar el fracaso escolar.

16. Madre. ” La maestra me ha dicho que no le enseñe yo en casa que entonces el niño se aburrirá mas en clase”.

Siguiendo con lo anterior, si el niño pide, pregunta y quiere aprender , debe hacerlo, ¡no conozco ninguna pedagogía que diga lo contrario!, y por supuesto, aprender en la familia y en cualquier contexto educativo. Lo bueno de estos niños es que aprenden rápido y sin enseñanza reglada y por tanto, no debemos dejar de enseñarles .  Eso si, como padres, tampoco es bueno sobrecargarles de actividades extraescolares o forzar los aprendizajes.

17. Madre. ” En realidad, no se hasta que punto le perjudica que no le estén haciendo adaptación curricular ni nada… igual acaba normalizándose… “

Si le perjudica , o adaptación curricular , o aceleración, o enriquecimiento curricular, o entrenamiento metacognitivo, o enriquecimiento y compactación…. para cada niño y según situaciones puede ser mas adecuada una u otra medida pero nunca no hacer nada especial y seguir un curso tras otro trabajando sobre contenidos asimilados. En cuanto a la normalidad… ¿ que es normalidad ?

18. Orientador. “No puedo hacer este tipo de evaluación psicopedagógica, en el equipo no tenemos las pruebas y test que hacen falta y yo no estoy preparado para hacer este tipo de evaluaciones” “Además no puedo evaluarla ahora hay otros niños que son prioritarios”.

Todos los Equipos de Orientación Educativa y Psicopedagógica suelen tener las pruebas y test estandarizados básicos que se utilizan en una evaluación psicopedagógica para niños que previsiblemente puedan tener alta capacidad;  además pueden dejarle otras pruebas compañeros orientadores de otros equipos y su responsabilidad es saber hacer esta evaluación y formarse para hacerla lo mejor posible, aunque hay que reconocer que hay que echarle muchas horas…. La legislación en Extremadura obliga a tener un informe del personal de la Administración para tomar medidas educativas de carácter extraordinario y no un informe privado (ver entrada sobre validez de los informes psicopedagógicos privados)  entonces , ¿ como vamos a recibir una respuesta así del personal de la administración?. Es lógico que establezcan un orden si las demandas son muchas pero hay que atenderles. La Administración debe aumentar las plantillas de Orientadores y/o crear equipos específicos. (actualizo este parrafo)De momento he empezado a prestar algunas pruebas a los orientadores que lo han solicitado o han contactado con nosotros a saber de momento: BASII , RIAS , TONI 2 , MATRICES, K-BIT, Próximamente también WISC V  También puedo prestar libros actuales sobre identificación como el último de Steven I. Pfeiffer .Por otro lado en cuanto a las evaluaciones privadas hay que tener cuidado os recomiendo leer el enlace del Grupo de Investigación de Islas Baleares : TIBURONES DE LAS ALTAS CAPACIDADES ( supuestos expertos, precios excesivos, redes de gabinetes por España etc… )

19. Orientador y asesor de la Unidad de Programas Educativos. “Los padres de los niños con altas capacidades lo único que quieren es que sus hijos se salten cursos”.

A veces es la única opción que nos deja el sistema educativo tal y como está montado, aun así no suelen hacerse aceleraciones porque los orientadores, directores, maestros están mal informados acerca de sus beneficios y porque a nivel organizativo puede generar problemas: hay que mover los horarios para hacer una flexibilización previa, a un tutor le entrará un alumno mas en su aula y encima no sabe como atender la alta capacidad , requiere un montón de papeleo y según normativa legal firmas de tutor, orientador, director, inspector y padres. Estas personas, que no suelen tener la información ni formación específica necesaria en alta capacidad, deciden sobre el futuro escolar de un niño o niña y ¡deben estar todas de acuerdo! para que la aceleración se gestione. Los plazos de presentación de papeleo puede ser otro problema.

Los padres de los niños con altas capacidades saben que es importante que estos tengan la estimulación cognitiva adecuada y el desafío académico necesario  y que existen otras opciones alternativas a la aceleración:  están los Proyectos de aula, tutoría a pares, agrupamientos a tiempo parcial, estudio independiente, mentorías, programas de enriquecimiento, programas de enriquecimiento mas aceleración, participación en olimpiadas , enriquecimiento aleatorio, enriquecimiento cognitivo, programas de enriquecimiento socio-afectivo, distintos tipos de adaptaciones curriculares o de programas de desarrollo individual, clase invertida….etc. Podemos preguntar cual de ellas se va ha seguir con el niño o niña si se le acelera como si no.

20.Pregunta que A3CEX hizo al Parlamento Extremeño. En el Decreto de atención a la diversidad que se está gestando: ¿Han pensado en favorecer la creación de centros de atención educativa preferente para alumnos con alta capacidad , de forma que se centralicen los recursos en ellos para que los niños con alta capacidad tengan mejor atendidas sus necesidades en horario escolar? ¿ Han pensado en posibilitar el Bachillerato de Excelencia o favorecer la especialización de los centros de secundaria como permite la LOMCE? ¿ y apoyar programas de enriquecimiento extracurricular? (ver programa minuto 17.30)

Respuesta de uno de los grupos parlamentarios. “Nuestro grupo parlamentario está totalmente en contra de los centros de atención educativa preferente y del bachillerato de excelencia, porque no creemos en la segregación del alumnado aunque apoyamos los programas de desarrollo extracurricular”.

Esta persona desconoce lo que es un centro de atención educativa preferente, de los que existen varios en Extremadura, y que, por poner ejemplos escolarizan preferentemente a alumnado con una discapacidad motriz en unos centros, o auditiva en otros  o en desventaja sociocultural y económica en otros. En estos centros no se segrega al alumnado sino que preferentemente se escolariza a alumnos que necesitan unos recursos mas específicos y de esta forma se concentran dichos recursos, siendo esta una manera de rentabilizarlos y además una forma de hacer coincidir alumnos con una misma problemática, intereses o necesidades ya que el contacto entre ellos, suele ser también una de sus necesidades educativas. El resto de alumnado también sale beneficiado al coincidir con este tipo de alumnos y ser mas consciente de la diversidad, tienen mas acceso a contenidos como la Lengua de Signos Española por poner un ejemplo de centros de atención educativa preferente de deficientes auditivos.

En esta entrada he intentado reproducir lo mas fielmente posible una selección de las respuestas que he recibido en nuestro intento desde el año pasado de agrupar a las familias de Extremadura y llegar a la Administración , o los comentarios de distintas personas, algunos son Increíbles pero todos ciertos.

 

“SU HIJO ES INTELIGENTE, PERO DENTRO DE LA NORMALIDAD”. Pisando el terreno de las escuelas de infantil y primaria..

JUNIO DE 2014

En estas últimas semanas hemos recibido algunas consultas de madres y padres que como muchos otros sospechan que su hijo o hija pueda tener alta capacidad intelectual. Dentro de este grupo de consultas nos encontramos con aquellas familias que están bastante preocupadas porque han llegado a pensar en esta posibilidad debido a algunos problemas que el niño ha comenzado a dar en el aula o incluso en casa ( se niega a ir al colegio, la profesora le dice que no atiende que está en su mundo… , dice continuamente en casa que hacer las fichas esas del cole es un rollo y se niega a “trabajar” en clase etc) Estos padres han empezado a “investigar en la red” han leído que esto le puede pasar a los niños con alta capacidad y que las características que tiene su hijo pueden coincidir con las que exponemos en el blog de a3cext   o en otras entradas como AQUÍ . Otros de estos familiares han llevado al psicólogo a sus hijos porque no saben simplemente lo que les pasa o que hacer ante esta situación.

Por otro lado está otro grupo de familias que simplemente observan que su hijo/a tiene una facilidad inusual para aprender, memorizar… o que conoce y le interesan contenidos, juegos, actividades que no corresponden con los de los niños de su edad que tienen alrededor ( primos, amigos…) y comienzan a estar preocupados en cuanto a la educación que están dando a sus hijos, si lo están haciendo bien… si sería conveniente decir algo en el colegio en el que de momento, nadie parece darse cuenta.

El título de esta entrada es una de las respuestas que al parecer algunos maestros y maestras han dado a algunos de estos padres y madres que se han decidido a decir algo en el colegio y solicitar o demandar que el orientador vea al niño o niña, intervención que el tutor o tutora de Educación Infantil no ve necesaria ya que considera que ES COMO LOS DEMÁS, que es una niña o niño feliz, adaptado en el aula, bueno y que no da problemas, que si, es inteligente pero “dentro de la normalidad”; además es muy pequeño aún hay que dejarle madurar… etc.

Con esta entrada voy a olvidarme un poco de lo que dice la legislación, de los Planes de Atención a la Alta capacidad que debería tener la Administración y no tiene, de la falta de formación del profesorado en este tema , de la falta de concienciación de la sociedad en general y de la comunidad educativa en particular sobre lo que necesitan los niños y niñas con alta capacidad o de los planes de formación de la Facultad de Educación que no incluyen asignatura alguna sobre el tema. Voy a olvidarme un poco de todo esto que debe y tiene que cambiar, pero es complicado y no depende de nosotros, para ir a lo sencillo a lo que si han aprendido todos los maestros y maestras, orientadores, directores de colegio y en general profesionales de la educación, y que a veces parecen olvidar.

En primer lugar y para centrarnos, diré que en esta entrada me referiré especialmente a la Educación Infantil, etapa que, aunque no es obligatoria si es importante y decisiva en la detección de dificultades de aprendizaje y que evidentemente tiene un carácter preventivo y compensador, es decir que es una etapa en la que nos podemos dar cuenta a tiempo, de pequeños problemas de desarrollo general, de aprendizaje, de integración social, de lenguaje, habla o comunicación, de deprivación sociocultural, que pueda tener el niño o niña y estar influyendo en su proceos de aprendizaje; como digo detectar para actuar cuanto antes, para compensar, corregir o prevenir que estos se conviertan en un “problema mayor”. Esta tarea compensadora y preventiva se debe realizar en colaboración estrecha con las familias tanto a la hora de identificar “alteraciones” como a la hora de intervenir educativamente.

Por otro lado los maestros y maestras tienen la posibilidad y obligación de conocer a fondo tempranamente a los alumnos y sus familias, y deben establecer los medios para ello de cara a poder dar la mejor respuesta educativa a cada uno. No solo conocer y detectar posibles problemas de los citados anteriormente, sino también virtudes, estilos de aprendizaje, intereses de los alumnos, dinámica familiar en la educación que pueda incidir en los aprendizajes de los niños o en sus relaciones con los demás etc.

Pues bien como decía vamos a lo básico a principios didácticos, psicopedagógicos o estrategias de evaluación que todo maestro aprende en la Facultad de Educación, que figura en cualquier temario de oposición al cuerpo de maestros o en cualquier manual de pedagogía o didáctica y que no se si es que a algunos se les está olvidando aplicarlo o que están tan abrumados con la burocracia que cada vez es mayor en los centros educativos, que no tienen tiempo de hacer lo verdaderamente importante.

Cuando se trata de alteraciones en el aula, o problemas de aprendizaje desarrollo o adaptación , parece mas sencilla la detección y es muchas veces el propio maestro o maestra el que demanda la intervención de los especialistas en audición y lenguaje (logopedia o AL), pedagogía terapeútica (educación especial PT) u orientador (psicólogo / pedagogo o psicopedagogo) , pero en los casos de niños y en especial niñas con alta capacidad que probablemente esconden su capacidad desde los tres años, se portan bien, y encima son inteligentes, ¿para qué las va a ver el orientador? , tiene mucho trabajo, casos prioritarios que dan muchos problemas en las aulas o que el maestro no sabe como atender ( niños con una posible hipoacusia, o que parece tener síndrome del espectro autista, niños que no se comunican con algún tipo de mutismo selectivo, con un problema motórico, con dificultades de atención y concentración o con problemas de habla y comunicación o alteraciones graves de la conducta…. por poner algunos ejemplos). Poniéndonos en el lugar de los maestros a veces tienen que ser una especie de “superhombre” especialista en todo, lo cual es imposible hasta para los especialistas en (AL PT y orientadores), por tanto la diversidad propia de cualquier aula, exige de un buen profesional, que siga estudiando, formándose con cada caso que le llega.

A nuestra última actividad formativa en la que el ponente fue Isidro Padrón, asistió una profesora de la Facultad de Educación de Badajoz y uno de sus comentarios fué que el plan de formación incluye una sola asignatura cuatrimestral en la que debe dar todos los déficits como evaluarlos e intervenir educativamente, es decir que en cuatro meses el futuro docente en cuestión debe aprender sobre alteraciones graves de la conducta, ceguera, hipoacusia, sordera, sordoceguera, déficit motor, alteraciones del lenguaje y la comunicación, autismo, síndromes raros, déficits cognitivos, sistemas alternativos de comunicación para cada caso ( Braille, Lengua de signos, Sistema bimodal, comunicadores con sintetizador de voz, adaptadores de ordenador para déficit motor ….etc ) esto es una pequeña muestra si nos referimos a Alumnos con Necesidades Educativas Especiales porque como sabemos, aquí no entran los alumnos con alta capacidad pero si nos referimos a Alumnos con necesidad Específica de Apoyo Educativo, también incluiría la asignatura en cuestión el aprendizaje de todo lo relativo a alumnos y alumnas que requieran una atención educativa diferente a la ordinaria, por dificultades específicas de aprendizaje, TDAH, por sus altas capacidades intelectuales, por haberse incorporado tarde al sistema educativo, o por condiciones personales o de historia escolar.

Por tanto no me extraña que la formación del profesor en torno a la enseñanza diferenciada y a la atención a la diversidad del alumnado sea deficiente. No obstante cada caso exige de un buen profesional, que se prepare sobe el tema e intente al menos, dar la mejor respuesta educativa a la familia y el alumno, es evidente que todos los casos no van a llegar a la vez, y que si analizamos cada trastorno, déficit de los citados arriba que representan una mínima parte de lo que el maestro o maestra se puede encontrar en un aula, quizá el más fácil de atender es el de la Alta Capacidad aunque sea el mas “difícil de detectar” y el mas olvidado, así como el percibido por todos como menos necesitado de atención especializada.

Una vez dicho todo esto ¿a qué se refieren estos maestros cuando hablan de NORMALIDAD? ¿Existe la “normalidad”? A continuación dicen muchas veces , es IGUAL QUE TODOS LOS DEMÁS…, supongo que se refieren al “alumno medio” para el que está pensada la escuela y la programación didáctica de los maestros que en la mayoría de las veces es una copia de lo que marcan las Editoriales y que en Educación Infantil se está quedando corta para todos los alumnos y mas para los de alta capacidad.

Pues bien, como decía antes, voy a lo básico. Todos los maestros saben que tienen que trabajar en la dinámica EVALUACIÓN -INTERVENCIÓN EDUCATIVA – EVALUACIÓN. Esa primera evaluación, la inicial, todos sabemos que es, al menos, para partir del nivel de conocimientos del alumno y que es imposible que en un aula de 25 a 30 alumnos sea en todos igual. Esta evaluación inicial en Educación Infantil, debería incluir una entrevista personal con las familias, un tipo de entrevista semiestructurada en la que a través de preguntas bien pensadas y elaboradas a veces en colaboración con los especialistas en Audición y Lenguaje , Pedagogía Terapeútica u orientadores, detectemos aspectos básicos del desarrollo del alumno que nos puedan dar una pista de su nivel de partida, de posibles alteraciones en la audición, enfermedades crónicas, estilo educativo de los padres, intereses de los alumnos, alergias alimentarias…; por poner un ejemplo que no tiene que ver con la alta capacidad, imaginemos que, a través de esta entrevista o en la evaluación inicial en colaboración con el especialista en Audición y Lenguaje detectamos que un alumno de cuatro años ha tenido problemas respiratorios, otitis frecuentes o anquiloglosia (frenillo lingual corto) y que este es un niño candidato a derivar a otorrinolaringología para un tipo de intervención médica – quirúrgica. Pues en el caso de la alta capacidad es mas sencillo aún, es simplemente hacer uso de eso que todos hemos aprendido como decía en la Facultad de Educación o en los temarios de Oposición … la aplicación de los principios psicopedagógicos básicos: Aprendizaje significativo, partir del nivel de conocimientos del alumnado, aprendizaje lúdico …. dicho de forma sencilla , desde que Ausubel lo describiera por primera vez en los años 60 el aprendizaje significativo es el mecanismo humano por excelencia para adquirir y almacenar la inmensa cantidad de ideas e informaciones representadas en cualquier campo de conocimiento y su esencia está en la construcción de conocimientos por conexión con los ya existentes en la estructura cognitiva del alumno, que se va modificando por la adquisición de nuevos significados. Por tanto para conseguir este tipo de aprendizaje es necesario conocer lo que el alumno sabe y cual es su estilo de integrar la nueva información con la que conoce. Me pregunto entonces, ¿por que la programación didáctica es para todos igual y básicamente marcada por la Editorial de turno?:

Ponemos un ejemplo que todas las familias han experimentado cuando reciben las “notas” de fin de primer año de la Educación Infantil (en este caso en formato de la Editorial X ) que por cierto no se ajusta a lo que marca el Real Decreto de currículo de la educación infantil en cuanto a áreas o ámbitos de conocimiento ( vamos que el área de matemáticas no existe en Educación Infantil).

FORMATO DEL BOLETIN INFORMATIVO DE NOTAS E.I. 3 AÑOS tercer trimestre:

Matemáticas:

Identifica y traza el triángulo.  Si   No   En proceso.

Reconoce en el entorno elementos de forma triangular. Si No En proceso.

Conoce y escribe los números 1 , 2 , y 3. Si No En proceso.

Asocia los números 1, 2, y 3 a sus cantidades. Si No En proceso.

Identifica conceptos como: delante – detrás, largo – corto, todo – nada. Si No En proceso.

Muestra interés por aprender cosas nuevas. Si No En proceso.

Probablemente la profesora ha trabajado mas cosas de matemáticas con los niños pero no lo refleja el modelo de boletín informativo. También en entrevista con la madre a final de curso le explica que han trabajado las vocales y otros contenidos que no aparecen en el boletín informativo.

En todo caso me pregunto:

Si esta profesora no ha realizado una evaluación inicial a los alumnos para saber con que nivel de conocimientos, inquietudes, intereses estilo de aprendizaje llega al colegio y no incluye en su programación materiales, juegos, ni objetivos en los que se trabaje mas allá “del número 3, los colores básicos y las vocales …” , y si a este alumno le interesan juegos como el tangram o el ajedrez en lugar de la construcciones y los pinchos de colores; es de los que prefiere no mostrar lo que sabe en el aula para adaptarse al grupo, y no se le da la oportunidad de que lo muestre ¿como puede decir la profesora que ES INTELIGENTE PERO DENTRO DE LA NORMALIDAD?¿Como puede darse cuenta de qué conoce , y sobre todo de cómo aprende, para enjuiciar tan tajantemente?.¿ Como puede tener una opinión tan firme si no ha recibido ningún tipo de formación especilizada en Alta Capacidad?

Comparemos esta evaluación ya FINAL, con una pequeña parte del escrito que posteriormente presentará la familia en cuestión para demandar una evaluación psicopedagógica:

HOJA DE DEMANDA DE EVALUACIÓN PSICOPEDAGÓGICA del E.O.E.P.

Apartado: Describa con la mayor claridad el motivo de la demanda y a ser posible la competencia curricular del alumno por áreas de aprendizaje:

En este apartado la familia decide detallar lo que el alumno hace en casa ya que la hoja de demanda está pensada más para profesionales de la educación y les resulta complejo definir la competencia curricular por áreas.

Descripción de la familia en cuanto al motivo de demanda:

Consideramos que nuestro hijo/a debe ser atendido y evaluado por el Orientador Escolar del centro ya que sospechamos que pueda tener alta capacidad intelectual y que por tanto no está desarrollando al máximo su potencial de aprendizaje con la programación que sigue en el aula . En el último trimestre de curso hemos notado desgana hacia las tareas escolares, negación a ir a la escuela, quejas en casa sobre lo que hace en el colegio y actitudes como la de negarse a aprender o decir que es mejor saber menos. Creemos que comienza a imitar conductas de otros niños como “hablar con lenguaje infantilizado” para adaptarse al grupo y nos preocupa que en cursos posteriores todo esto pueda convertirse en un problema mayor.

Descripción de lo que el niño hace y conoce (sacamos sólo la parte más relacionada con las “matemáticas” aunque incluimos otros datos curiosos) :

Con 2 años recién cumplidos leía todas las matrículas de coches y motos incluyendo números y letras y memorizaba las de nuestros coches.

Desde los 2 años y medio ordena números hasta el 20 y realiza puzles en los que tiene que asociar la cantidad a estos números.

Desde los dos años y medio / tres años. conoce conceptos de cantidad y espaciales y los utiliza en su expresión verbal: arriba, abajo, dentro, fuera, izquierda, derecha, delante detrás, muchos, pocos, ninguno, algunos, entre, antes, después, encima, debajo, sobre… y vocabulario avanzado para su edad así como expresiones con construcciones sintácticas complejas “mamá quitate del medio del pasillo que vienen unos señores y no podrán pasar”

Se fija en vocabulario complejo cuando ve dibujos animados y le gusta explicar lo que significa por ejemplo nos explica el significado de la palabra “hipótesis”.

A los 3 años , el niño jugaba a las cartas del UNO respetando las normas del juego que implican: conocimiento de los colores numeración , normas de cambio de color, cambio de dirección, turno de juego, salto de jugador, prohibido tirar, te llevas dos , te llevas cuatro, te llevas 8 , te llevas 16 … Cuenta cartas hasta 30.

También juega a parchís , oca y juegos de cartas con la abuela en los que respeta normas y entiende y aplica la dinámica.

A los tres años y medio se interesa por el ajedrez y aprende a colocar y mover las fichas a partir de unas cuantas explicaciones ( este detalle es importante porque la clave está aquí en cómo aprende y no en lo que sabe ).

Juega a las damas en el Ipad y a veces gana a la máquina en los niveles mas básicos.

Inventa juegos o añade reglas normas nuevas para transformarlos.

A los tres años y medio pregunta ¿ hasta dónde llegan los números? Y conoce la numeración hasta el 100 , se interesa y quiere aprender como se leen y escriben los números de cuatro y cinco cifras.

Conoce todos los colores y tonalidades

Escribe los números hasta el 12 aunque algunos los escribe a veces al revés como el siete.

Realiza sumas y restas sencillas de cabeza .

Está comenzando a leer en cualquier tipo de letra: cursiva, imprenta, mayúsculua, minúscula,

Con unas cuantas explicaciones es capaz de escribir palabras sencillas con mayúsculas al dictado en pizarra blanca y con rotuladores.

Se interesa por el tiempo y las horas, las diferencias entre el reloj del horno y el reloj de pared ( analógico / aguja)

CONCLUSIONES.

Después de todo lo dicho podemos sacar algunas conclusiones no basadas en ningún tipo de investigación científica :

A veces la actitud del profesor es mas importante que toda la formación específica en Alta Capacidad.

La formación básica pedagógica del profesorado podría ser suficiente para favorecer la detección e intervención con niños con Alta Capacidad.

Además añadiré otras conclusiones que si se basan en investigaciones sobre la capacidad de los profesores para detectar y enjuiciar si los alumnos tienen o no alta capacidad.

Desde el estudio clásico de Pegnato y Birch (1959) y otros posteriores como los de García Yagüe se extendió la idéa de que los profesores identificaban mal a los alumnos superdotados ya que estos estudios científicos así lo demostraban. Pero a pesar de ello los especialistas no recomiendan su retirada sino que consideran la opinión de los profesores como un instrumento complementario valioso ya que pueden dar información sobre aptitudes, actitudes … que los test a veces no muestran.

La investigación mas reciente demuestra que las conclusiones de Pegnato y Birch son inexactas y que los profesores aumentan notablemente la precisión y validez de sus juicios si se les da entrenamiento en la dirección deseada. Estudios como los de Gear en el 75, Maker en el 89, Guskin Peng y Simon en el 92 o los mas reciente de Rayo Lombardo, demuestran que el entrenamiento y la formación del profesorado más sistemática es la que verdaderamente produce cambios muy positivos en cuanto a la precisión y acierto en los juicios de los profesores. En concreto este último estudio demuestra que los profesores que mejor identifican a estos alumnos son aquellos que han sido sometidos a un entrenamiento más sistemático es decir, los que asistieron a un curso formativo de varios meses de duración y que tuvieron la oportunidad de opinar , debatir sobre el tema. Algunas Comunidades Autónomas están apostando por la formación del profesorado en Alta Capacidad , esperemos que Extremadura tome nota.

Hay autores que apuntan que en caso de contradicción entre los resultados de pruebas objetivas o formales y de las informales como las estimaciones del profesor, sean aquellos los que prevalezcan, pues el objetivo de esta es complementar la evaluación y o confirmarla ( Ritchert, 1987).

Podemos decir siendo optimistas que el papel de la formación es fundamental para mejorar la precisión de los juicios de los docentes, precisión que disminuye en las aulas en las que la metodología y el contenido es TAN HOMOGENEO , que apenas si existe oportundidad de observar capacidades y talentos específicos porque, aunque existan, no hay ocasión de manifestarlos” ( Jiménez C. 2009)